jueves, 26 de enero de 2012

Opine !! 

Regalo de Navidad - Capitulo 2

Poco a poco se fue haciendo un ovillo y empezó a pensar porque la disgustaban tanto esos días.
Podía ser por el año anterior, cuando su novio la dejó el día de reyes; pero no, Alis no le daba mucha importancia a eso, o al menos no tanto como para odiar esas fechas, si uno se iba, tarde o temprano otro llegaría.
Entonces echó la memoria más atrás, dos navidades antes había pasado la noche vieja sola, cuando por falta de dinero tuvo que ver como sus amigos se iban a Nueva York sin ella, si, podría ser eso…. pero tampoco era la razón por la que odiaba la navidad-
Al fin llegó al foco de su tristeza en esos días, hacia tres años, ese mismo día, el 24 de diciembre… Gisella, su madre… esa era su razón; fue el último día que la vio, el último día en el que la abrazó, la besó o simplemente la escuchó. Su madre se había ido y no volvería jamás.

Después de abstraerse en si misma por más 
de media hora, se secó las pocas lágrimas que la quedaban por la cara y decidió no dejarse vencer ese año.
-¡NO! – Gritó bien alto y con decisión – Este año no estaré triste mientras los demás ríen y disfrutan, hoy saldré y me divertiré también.
Aunque no lo pareciera, fue un gran paso para Alisson, un gran paso que la había costado dar, y así, con esa nueva actitud se levantó de la cama, buscó ropa que ponerse y se dio una ducha rápida. Quería aprovechar el día al máximo.
Una hora después, ya estaba lista, había desayunado y recogido levemente el pequeño pero hermoso apartamento que tenia y se dispuso a llamar a la que antes a ella la había llamado.

-Rose… soy Alis… siento haberte colgado antes…
-No importa Alis… no te tenía que haber recordado el día que era, lo siento… -dijo en tono comprensivo
-No lo sientas… se que lo hiciste con buena intención… y ¿sabes qué? Ha dado resultado, hoy quiero pasarlo bien…   
-¿Enserio? ¿Me lo dices de verdad? –se la escuchaba alegre y sorprendida
-Si, Rose, no te sorprendas tanto y mejor prepárate que voy a buscarte y te invito a comer.   
-Me parece bien pásate en un rato. Y me alegro que te hayas animado.
-Gracias. Te quiero. Hasta dentro de un rato. Besos… -Alisson volvió a colgar y cogiendo las llaves salió de casa.







1 comentario:

  1. me ha gustado mucho tu blog^^
    sigue así^^
    te sigo:)
    besitos desde http://christinealwayshappy.blogspot.com/

    ResponderEliminar